Migración en el mundo: Honduras

migración Honduras

Migración en el mundo: Honduras

La migración es un fenómeno multifactorial que lo hemos podido observar a través de la historia y, aún más recientemente, en Venezuela; la crisis económica y política en la que esta sumergida esa nación ha sido una historia que ha rotado constantemente por todos los medios de comunicación. En ella hemos podido ver a cientos de personas que tuvieron que emigrar para los diferentes países vecinos de América del Sur, o recorrer un camino mucho más lejano para llegar a Europa o Estados Unidos.  Pero no tan lejos de Venezuela se encuentra Honduras (América Central), donde los flujos migratorios durante los últimos años presentan una tendencia creciente, y cada vez es mayor la afluencia de personas que deciden irse del territorio hondureño: la juventud sigue siendo la principal población emigrante.

El éxodo creciente de la población hondureña responde a la falta de oportunidades laborales (como resultado de un mercado laboral caracterizado por altas tasas de desempleo y subempleo), a los altos niveles de inseguridad ciudadana, violencia, narco-política; una profunda crisis que se arrastra desde años atrás, al que se le empuja con graves casos de corrupción y, más aún donde, las autoridades norteamericanas señalan al actual presidente de nuestro país (y a su hermano) por presuntos actos de corrupción.

A esto se le suman los golpes sufridos por la pandemia del Covid-19, dónde no hemos sido capaces de bajar la curva de contagio por falta de una respuesta oportuna por parte del gobierno central de Honduras, falta de recursos, falta de un plan operacional en tiempo de crisis o bien negligencia propia de los ciudadanos que no nos hemos tomado con la seriedad que se debe de tomar esto del Covid-19. Y por si esto no fuera poco, la madre naturaleza reclama lo propio: bien dicen que todo vuelve a su cauce. Estábamos aun sangrando por la herida, con las venas abiertas, cuando la naturaleza nos envía dos tormentas tropicales que se fortalecieron por los océanos que bañan nuestras costas: “Eta e Iota”. Nombres que quedaran marcados, así como fue el “Fifí y el Mitch” en sus tiempos.

Vivimos el dolor, la angustia, la desesperación y el gran destrozo que estas dos tormentas causaron en nuestro pueblo de San Manuel y todo el valle de Sula que, hoy en día, nuestra gente sigue sin tener un hogar, un techo o, peor aún, esperanza.

En apenas 25 días del 2021, hemos visto como centenares de personas que dejan su tierra natal para adentrarse a los tentáculos de la migración y a tantos peligros que surgen durante su marcha. Esa travesía, que todos sueñan con culminar, pero pocos lo logran. Mientras el triángulo dorado, como se le conoce a los países de Honduras, El Salvador Y Guatemala, endurecieron sus políticas migratorias para no dejar pasar a ningún compatriota que lleve en su mochila, sus sueños, lágrimas, amor y esperanzas.

Entre tantas causas y aspectos que involucran la migración, en Honduras afectan más las siguientes:

Pobreza

La pobreza es extremadamente alta en el país, más aún en las zonas rurales que han sido golpeadas fuertemente por los recientes huracanes. Se perdió cultivo, casas, y, lo más importante, la vida. La pobreza en Honduras disminuye muy lentamente, si es que lo hace, aun cuando en la década se han producido periodos de crecimiento económico. Sin embargo, la desigualdad de los ingresos es abrumadora; hay una pobreza generalizada en la cual, la población busca alternativas de ingreso para satisfacer las necesidades básicas, entre ellas, la alimenticias. La movilidad social, entonces, se vuelve una necesidad para la subsistencia y la migración, principalmente al exterior, es una de las salidas más recurrentes: el tan anhelado “sueño americano”.

Desempleo

Con relación al empleo, Honduras es uno de los pocos países Centro Americanos en los cuales la masa laboral está en el sector de la maquila, mayoritariamente en actividades de elaboración de prendas de vestir: es el principal sector generador de empleo y dónde se encuentran los ingresos más bajos.

Además de este sector, los empleos rurales agrícolas también son importantes y durante la década pasada, la creación de empleos fue mayor en áreas rurales que urbanas. La estructura ocupacional está definida por el trabajo por cuenta propia, ayudado por familiares sin remuneración. Esto constituye más de la mitad de los empleos ocupados.

En el mercado de trabajo hondureño ha sido muy difícil encontrar oportunidades de empleo: la educación y el nivel económico de las familias es uno de los factores que más presencia tiene, ya que por la falta de ingresos no hay forma de poner a los hijos en escuelas. Por esto, la mayoría de las personas que migran son los jóvenes. Esta fuerza laboral se dirige entonces para Estados Unidos, aunque se ha incrementado la migración para España por los mínimos requisitos que solicitan para ingresar a ese país.

Violencia

Las causas confluyen. De acuerdo con la Red de Organizaciones para la Protección de Personas Desplazadas, indicó mediante una conferencia de prensa que la caravana de personas migrantes hondureñas es ocasionada por una crisis humanitaria generada por la pandemia, el desempleo, la corrupción, la violencia y la pobreza que aqueja el Estado de Honduras.

La Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos indicó que: “la situación de derechos humanos es grave y se empeorará a menos que exista un verdadero proceso de rendición de cuentas por las violaciones cometidas y se realicen reformas estructúrales”. El país presenta una de las tasas de homicidios más altas del mundo, a pesar de la reducción de delitos en los últimos años. Entre las víctimas de estos actos de violencia se encuentran: periodistas, activistas campesinos, feministas, ambientalistas y personas pertenecientes a la comunidad LGBTIQ+.


Autor:

Julio Pineda

Julio es un amante de las matemáticas. Ejerce la profesión de Contaduría Pública y Finanzas, y actualmente labora para una ONG en su país de origen, Honduras. Es una persona amable, respetuosa, dinámica, creativa, temerosa de Dios, velador del bienestar general de la comunidad y amante del fútbol.

No Comments

Post A Comment

20 − siete =

Translate »